En Love Photography sabemos lo importante que es para unos padres las fotografías de comunión de sus hijos. Por eso os vamos a dar una serie de consejos a la hora de contratar al fotógrafo para las comuniones 2018. Porque las comuniones de tus niños merecen que todo salga perfecto.

 

A la hora de contratar al fotógrafo, debes de ver su trabajo que haya hecho en comuniones, que os guste y que os dé confianza. Es importante separar la sesión en exterior de la de estudio y de la iglesia. Son trabajos diferentes que merecen un cuidado diferente. 

Cuando nos enfrentamos a la sesión en exterior, siempre que sea antes del evento, tenemos que tener especial atención al traje o vestido. El traje es el elemento principal de las comuniones y más si es niña, por lo tanto es bueno seguir una serie de recomendaciones:

 

  • Hacer la sesión como mínimo un mes antes del evento. Así, si ocurre algún imprevisto (manchar el traje, rotura, descosido…), se pueda solucionar con tiempo. Es importante que sepáis que en exterior el 99% de las veces el traje se mancha, por lo tanto deberíais contar con una lavandería para que lo tuviera listo en el día indicado del evento.
  • Concretar con el fotógrafo la localización y la hora con tiempo. Según el día, el lugar, y la hora del sol, el escenario cambiará. 
  • Comentarle al fotógrafo la idea que tiene de la sesión, el tipo de trabajo que espera de él. Si tiene en mente alguna fotografía específica no olvide comentárselo, ya que al final se puede arrepentir.
  • El día de la sesión no ponga nervioso/a a su hija/o. Él/Ella no está acostumbrado/a a que le realicen fotografías y ponerlo/a más nervioso/a no ayuda. Expresiones como “sonríe cariño”,”hay que ver que serio estás” o “ponte bien el flequillo que estás muy feo” no ayudan.
  • Si tiene contratado el recordatorio especifique al fotógrafo que formato desea antes de maquetarlo, ya que supone un trabajo y así le ayudaremos.
  • Si tiene contratado álbum no olvide preguntar que tamaño es el álbum, si es digital o analógico, y si las fotografías que van en el álbum la elige usted o el fotógrafo. Es muy importante que usted vea el álbum antes de que sea impreso, para hacer los cambios que vea oportunos y no se encuentre una sorpresa al recibirlo.

 

Esta serie de recomendaciones son importantes para tener todo bajo control la sesión y que todo salga perfecto. En estudio la sesión es algo más tranquila, las opciones son algo más escasas pero se puede apurar algo de tiempo para hacerla. 

En la iglesia es más complicado. El fotógrafo de la iglesia lo suele elegir entre el grupo de comunión y es algo más complejo. Lo ideal es que se elija por su trabajo. Que os guste el trabajo que han realizado y que tengan ofertas atractivas. Muchas veces (la mayoría) el más barato no es el mejor, por eso estudiad con detenimiento las ofertas y los diferentes packs que os ofrecen para no encontraros sorpresa. 

 

En cualquier caso, tener comunicación con el fotógrafo es imprescindible para una buena relación entre las partes. Muchas veces falla la comunicación y los mal entendidos se pagan caro.

Espero que os haya servido de ayuda. 

Con Love Photography tu comunión en un salto

 

A %d blogueros les gusta esto: